Botas piel de Ciervo

La auténtica piel de ciervo es tersa y siempre maleable.

GALERIA

Info. JAHF - España -

Telefón: 0034/963320734 - Movil- 663578535

CARACTERISTICAS

El calzado de piel de ciervo es ideal para personas con problemas de callos y juanetes. Estas afecciones generalmente son causadas por el exceso de presión en determinadas áreas del pie. Como mecanismo de defensa, la piel se engrosa en las partes afectadas. Debido a que el cuero de venado se adapta al tamaño y la forma, es posible aliviar el dolor causado por esta condición y a veces incluso eliminar totalmente el problema.

La piel de ciervo es muy flexible y extremadamente suave. Prácticamente se amolda a la forma del pie y el cuerpo con el uso constante. En la escala del cuero más resistente ésta tiene el tercer lugar, por lo que aún es muy popular en la confección de botas y mocasines.

La piel de venado o ciervo es un tipo de cuero muy suave y lujoso. Comúnmente se utiliza en la confección de ropa y accesorios debido a su flexibilidad, que resulta propicia para el ajuste de piezas, tanto en el calzado como en la vestimenta. La piel de ciervo es diferente a cualquier otro tipo de cuero en muchos aspectos, que deberían considerarse a la hora de adquirir una pieza. Ten esto en cuenta para que estés seguro de que tendrás la mejor experiencia de compra y el máximo provecho de tu inversión.



Conceptos erróneos.

Muchas personas creen que la piel de ciervo puede soportar cualquier cosa debido a que fue utilizada desde tiempos inmemoriales por los nativos americanos. Sin embargo, esto no es siempre cierto. Mientras que ésta es más duradera, también es más difícil de mantener limpia debido a su suavidad, comparada con el cuero vacuno. Además, tiende a deformarse luego de períodos prolongados de uso aunque, para que suceda esto, tendrá que pasar mucho tiempo. En general, la piel de ciervo es la mejor elección cuando la comodidad es un factor determinante y el cuero vacuno, cuando las prendas serán de uso intenso. Si este es tu caso, ten en cuenta que ambas opciones son durables, pero el vacuno responde mejor al uso.


Advertencias.

Limpiar de forma incorrecta una prenda de vestir o un par de zapatos de piel de ciervo, puede acabar destruyéndolos. Cuando quites acumulaciones de suciedad, procura hacerlo con jabón suave y, en el caso de manchas de grasa, con harina o talco de bebé que ayude a absorberlas. De ninguna manera apliques protectores contra el agua ni selladores de piel a tus artículos, ya que afectarás la transpiración del cuero. Recuerda que una de las principales características de la piel de ciervo es que puede mojarse y secarse repetidamente, sin sufrir daño alguno.

JAHFBOTAS